martes, 16 de diciembre de 2008

"Bolt", el perro súper ingenuo.

Disney sigue lanzando sus proyectos animados 'marca de la casa' al margen de Pixar.

Hace casi tres años Disney realizó un inteligente movimiento comprando Pixar, compañía que tiene en la actualidad la hegemonía total en el cine de animación occidental, de forma que se convertiría en una empresa subsidiaria de ésta conservando todas las libertades creativas que tenía hasta ahora. La veterana Walt Disney Animation Studios, conocida popularmente como la fábrica de sueños, logró con esa compra que su competencia se tornara beneficio, y de paso que su imagen se renovara y no se asociase ya a aquella vieja gloria que intentaba salir a flote con nuevas películas de animación de cada vez menor calidad ("Zafarrancho en el Rancho" casi le cuesta la ruina). La empresa se tuvo que adaptar a los tiempos actuales y dejar un poco de lado las películas basada en la animación tradicional, pues la animación por ordenador se había convertido en un rival insuperable y cada vez más implantado, por lo que los niños (sus mejores clientes) ya no aceptaban ver otra cosa que no fuera animales renderizados. En el 2000 Disney lanzó su primer largometraje realizado íntegramente con ordenador, "Dinosaurio", pero no fue hasta "Chicken Little" en 2005 cuando la empresa lanzó su primera película animada por computadora para niños independientemente de las coproducciones con Pixar. La ventaja de Pixar sobre Disney en ese aspecto era notable, tanto en técnica como en calidad, y Disney tan solo realizó otra película animada más, "Descubriendo a los Robinsons", antes de la que nos ocupa en este artículo, "Bolt".

La tercera película animada por CGI (Computer-Generated Imaginery / Imagen Generada por Computador) de Disney es además la 48ª de animación de la empresa, que no es poca cosa, y a pesar de contar con Pixar ha sido realizada exclusivamente por Walt Disney Animation Studios, aunque el mismo John Lasseter (cabeza de Pixar) introdujo suficientes cambios y modificaciones como para constar en los créditos como productor ejecutivo. La apuesta es atrevida y osada, pues Disney se propone quizá calibrar así al público con el lanzamiento de esta película, o en cierta manera probar su orgullo, aunque eso sí, habiendo dejado pasar prudentemente unos meses tras el estreno de la maravillosa "WALL•E". La propuesta es suculenta ya que en épocas cercanas a Navidades se suele acudir más al cine, y Disney lo sabe, por lo que ofrece con "Bolt" un producto para toda la familia que sea capaz de romper taquillas. El problema es que, a diferencia de Pixar, en este caso el film está dirigido exclusivamente para los niños, y un adulto no podrá disfrutar de la misma manera de "Bolt" que de "Buscando a Nemo" o "Monstruos S.A.", películas que podrían estar dirigidas a un público adulto y ser igualmente disfrutadas por un niño, solo que de forma distinta y teniendo diversas lecturas.

El argumento es el siguiente, Bolt es un perro con superpoderes, modificado genéticamente para luchar contra el crimen y proteger a su dueña Penny mientras se enfrenta a su malvado enemigo el Dr. Calico. El único problema es que en realidad Bolt no tiene ningún poder, es un actor de una exitosa serie de TV al que tienen engañado para que sea capaz de realizar mejor su papel. Hasta que, como es de suponer, un día se escapa del plató en el que vive encerrado pensándose que Penny está realmente en peligro, y acabará por accidente en el otro extremo del país donde comenzará una aventura que tendrá como objetivo volver a casa y salvar a su estimada dueña, y en la que le acompañarán la pasiva gata callejera Mittens y el simpático y alucinado hámster Rhino. Lo malo, antes de comenzar el film, es que si has visto el tráiler ya casi que no hará falta que vayas al cine a ver la película porque en él se encargan no solo de contar toda la película entera sino de destripar las mejores bromas y gags.El argumento es sencillo, lo cual no es necesariamente malo, pero el desarrollo del film es de un claro tono infantil, plano y tópico —que tampoco tiene por qué ser malo— lo que hace del film un producto dirigido para un público concreto, un abanico cerrado donde posiblemente sólo podrán disfrutar plenamente los niños de corta edad (ojo, no digo que un adulto no pueda disfrutarla). La película no es más que una Road Movie de costa a costa de los EEUU, con alguna secuencia bastante elaborada como el único número musical el cual muestra cómo los protagonistas recorren toda América, y en general goza de un buen ritmo pero a pesar de durar tan solo hora y media acaba haciéndose ligeramente pesada. Los personajes son escasos, y si excluimos a las palomas (lo más divertido de la cinta, sin duda) solo nos quedan 4 protagonistas poco definidos: Bolt, Mittens, Rhino y Penny, de los cuales tan solo el perro es el que tiene una personalidad más o menos formada. A Bolt le pone la voz original John Travolta en su primer doblaje de un personaje protagonista en un film animado; no he podido escuchar su voz más que en el tráiler en inglés evidentemente, pero la voz española, igual que el resto, es sobresaliente. Es un hecho que en España tenemos un doblaje excelente, y esta película no se queda atrás (lejos de inventos como en "Kung Fu Panda" o "Hermanos por Pelotas" donde Florentino Fernández va a acabar siendo odiado por la mitad de España, entre la que me incluyo), un trabajo excelente de todos y cada uno de los actores de doblaje. Por suerte tampoco oímos ninguna voz conocida de series ni películas, pues es una moda que rechazo completamente ya que un personaje no debe ser nunca suplantado por la voz famosa del momento, como el caso de la espantosa "Garfield", por citar uno de los muchos ejemplos. El resto del reparto de voces en la versión original está compuesto por la de Miley Cyrus ("Hannah Montana") como Penny, Susie Essman ("El Show de Larry David") como Mittens, Mark Walton ("Chicken Little" además de director artístico y animador de las otras dos CGI de Disney) como Rhino y el gran Malcolm McDowell ("La Naranja Mecánica") como el Dr. Calico. Me alegra tremendamente que McDowell esté en tan estupenda forma en los últimos años y lo lleva demostrando participando aquí y allá en el mundo del cine y la TV sin hacerle ascos a nada y aportando una dosis de talento enorme a cada producción con la que se involucra; su experiencia como actor de doblaje es amplia y durante toda su carrera no ha dejado de trabajar en ambas facetas, la de actor al uso y la de actor de doblaje. Una alegría para el cine y televisión que este pedazo de actor esté más activo que nunca.

El apartado de animación es más que correcto, excelente, y solo pierde si es comparado a obras sublimes como la comentada "WALL•E" u otras anteriores de Pixar, y aunque las comparaciones son odiosas a una compañía tan legendaria como Disney lo mínimo que se le puede exigir es que sea tan buena como la mejor (esto se puede aplicar también al concepto de calidad de película en general). Su dibujo es de alta categoría, pero no se puede decir que sea sublime. No abusa de detalles que demuestren la potencia visual del film, y aunque a veces este hecho pueda resultar hasta molesto por el hecho de ser demasiado evidente esa intención de querer impresionar, la verdad es que resulta un hecho para agradecer cuando el dibujo es realmente increíble. Pongo como ejemplo al gran maestro Hayao Miyazaki, que siempre se luce con paisajes espectaculares y escenas llenas y llenas de detalles que una persona jamás podría captar en su totalidad con una sola visualización. "Bolt" no tiene esos detalles más que en ocasiones puntuales, como por ejemplo en la espectacular secuencia inicial que abre la película con uno de los episodios de la serie de Bolt donde vemos un derroche de imaginación y una exhibición de potencia visual y sonora. Quizá el que va preparado para ver la comedia que anuncia el tráiler puede llegarle a sobrecargar la secuencia ya que es larguita pero yo es lo que más agradecí de la cinta, y luego se terminan este tipo de escenas y no se muestran más persecuciones ni exageraciones parecidas. Los animales (como no, animales) están muy bien hechos, prestando especial atención al pelo y sobre todo a la animación en los movimientos de Mittens y Bolt; es algo espectacular pero como comento no es nada nuevo, ya se sabe que lo más difícil de llevar a animales al cine animado es crear una sensación de realismo en el pelo, y esto lo logran, pero creo que en los ojos no han prestado tanta atención o han querido darle un tono menos realista lo que no me ha terminado de convencer. Eso sí, especial mención a la animación, movimientos y recreación de las palomas, sobre todo a las de Nueva York (con acento argentino en la versión doblada en España) y en concreto a la de la derecha del trío, que casi no abre la boca pero que sus grandes ojos y desastroso aspecto fueron las que más carcajadas me proporcionaron, simplemente por su andrajosa y despistada presencia. Sin duda la animación y las bromas de las palomas son las que mejor funcionan en el film, desde luego las que más me hicieron reír de principio a fin. Atención al guión que tiene preparado la paloma de Los Ángeles... «¡Extraterrestres!» Tremendo.

Aunque la tónica del cine de animación últimamente es la de querer romper con el tópico de que los dibujos son solo para críos, "Bolt" no decide entrar en ese juego y ofrece un espectáculo y guión pensado para los más pequeños. Poco hay que acepte una segunda lectura desde el punto de vista adulto... como mucho la conversación de la productora con el director de la serie que le dice que los veinteañeros quieren historias más trágicas y oscuras, igual que hoy en día está pasando con el cine en general (solo hay que recordar la versión de Nolan de "El Caballero Oscuro"), y poco más hay en el guión que no sea completamente plano. Incluso cada uno de los personajes son tópicos al 100%, sin ninguna sorpresa que ofrecer ni nada nuevo con qué sorprender. Quizá ese es uno de los motivos por los que no he disfrutado tanto de este film, el hecho que no veo personajes tan trabajados como en las películas de Pixar (ya sé, me hago pesado comparándola a Pixar, ¡pero es que forman parte del mismo equipo!), cuando precisamente eso es una de las cosas de las que tanto alardean. El perro Bolt es quizá el más completo, más que nada por su evolución, ya que pasa de ser un perro algo soberbio (en el guión preliminar parece que era mucho más altivo) a un personaje más consciente y considerado, aunque igualmente valiente. La gata Mittens es el típico personaje pasota que evoluciona hasta encontrar a alguien (el protagonista) que cambia su modo de parecer y le ayuda a replantearse su vida. El menos interesante de los tres protagonistas es quizá el que debía ser el objetivo de la mayor parte de las bromas del film, el hámster Rhino, y precisamente eso es lo que hace que sea algo cargante ya que su actitud no cambia ni un ápice en toda su aparición. Es gracioso, sí, pero su constante actitud cargante acaba por saturar al espectador y lograr que sus bromas no tengan tanto efecto a los pocos minutos de su aparición. Y el guión es bastante poco sorpresivo, no solo el concepto, que hasta cierto punto es perdonable ya que el punto de partida puede evolucionar durante el film, sino el desarrollo del mismo es lineal y demasiado predecible en las reacciones de los personajes y en el transcurrir de la historia. Eso sí, tiene gags y bromas muy divertidas y acertadas, como la secuencia en la que piden comida en el camping o cada aparición de las palomas.

La película, cuyo título fue inicialmente "American Dog" (por lo de cruzar de costa a costa los EEUU, digo yo) tuvo como realizador a Chris Sanders, director de "Lilo y Stitch" y colaborador en el guión de otras tantas como "Aladdin", "El Rey León", "Mulan", "La Bella y la Bestia" además de la propia "Lilo y Stich", y éste fue despedido por John Lasseter, recién contratado por Disney, cuando le "sugirió" hacer cambios en la película que Sanders se negó a hacer. Y es que ya se sabe que Lasseter es intocable en este mundo de la animación. Además es evidente que Lasseter ha puesto algo de su parte en el film, sobre todo en la parte más movida. Los dos nuevos directores contratados fueron Byron Howard (que ya está inmerso en el próximo proyecto de Disney "Rapunzel" que codirige con Nathan Greno) y Chris Williams, ambos de nula experiencia como directores, pero con un discreto y correcto currículum como animadores de las películas de Disney. Además, Williams es uno de los guionistas del film junto a Dan Fogelman ("Cars"), y ha probado suerte en este apartado tras hacer lo propio en "Mulan", "Hermano Oso" y "El Emperador y sus Locuras". Evidentemente el trabajo realizado no es malo, pero la inexperiencia de los directores queda patente en la sencillez del film en sí, que entretiene mínimamente durante su visionado pero que se olvida al finalizar los (sobresalientes) créditos finales.

Me sorprende que el film esté recopilando tan buenas críticas ya que yo no la considero tan excepcional como la pintan algunos críticos, pero igualmente es una película disfrutable, sobre todo para los más pequeños, y que incluso ha recibido una nominación a los Globos de Oro en el apartado de Mejor Película de Animación junto a "Kung Fu Panda" y "WALL•E" (que no creo que pueda ganar ya que compite contra el simpático robot compactador de basura) y otra por su Canción Original "I Thought I Lost You", una canción que está bastante bien (en el contexto de la película). Como digo, creo que no la estoy valorando tanto como la crítica y el público en general, será porque no me ha calado tanto, o porque la comparo a las producciones de la exquisita Pixar, pero la cuestión es que creo que aunque es una subida de calidad en la línea de producción de Walt Disney Animation Studios la verdad es que queda lejos de aquellas obras maestras que hace dos décadas nos ofreciera la factoría de los sueños. Una película disfrutable, lo justo, y olvidable a los pocos momentos de verla. Como siempre digo, por lo menos entretiene, que no es poco.

Mi puntuación: 5/10.

5 comentarios:

davidcasas dijo...

Si es que últimamente solo se puede esperar buen cine animado de Pixar... y a veces ni eso, aunque Wall·E tiene unos primeros 20 minutos mudos de fliparse! Pena que luego baje un poco el nivel, pero claro, a ver quien tiene cojones a hacer una peli muda para niños.

Bolt: carne de emule ;P

Santi dijo...

Finalmente ha sido considerada para los Oscar en la categoría de Mejor Película Animada. Muy excesivo, dudo mucho que no hubiera ningún otro film por ahí que tenga más nivel que "Bolt" para figurar entre las tres nominadas... Esta categoría lleva unos años sin gran competencia, desde aquel magnífico año en el que coincidieron "El Castillo Ambulante", "La Novia Cadáver" y "Wallace y Gromit y la Maldición de las Verduras"... que año aquel.

Santi dijo...

Efectivamente ha sido vencida por "WALL·E" como cabía esperar, espero que Disney no se confíe tras la nominación y se exija a sí misma un poco más para su propia producción (que espero que sea junto a Pixar de nuevo).

Anónimo dijo...

halguien sabe donde consigo la imajen de ese mountrico de tres hojos naranja? el de chiken little gracias mi correo es manotaso2000@hotmail.com chqao gracias

Pramod Negi dijo...

Great blog really enjoyed reading it. Have bookmarked you and will check back regular. Please feel free to take a look at my blog...Cheap Xiamen Flights
Flights to Xiamen
Xiamen Flights

Publicar un comentario

Selecciona el tipo de perfil para comentar. Si tienes cuenta de blogger selecciona la opción 'Cuenta de Google' e introduce tu nick y contraseña después de publicar el comentario. Si no tienes ninguna cuenta elige la opción 'Nombre/URL' en caso de que quieras dejar constáncia de la autoría de tu mensaje.