sábado, 9 de enero de 2010

"Commando", no sin mi hija, bastardos.

El primer error, secuestrar a su hija. El segundo, exigirle algo a cambio.

Tras saltar a la fama gracias a "Conan, el Bárbaro" (y su secuela) y la primera película de "Terminator" Arnold Schwarzenegger se labró en cuestión de un par de años una reputación de tipo duro, de bestia parda, un actor de acción que apuntaba a convertirse en una estrella. En 1985, tan solo un año después de interpretar al lacónico cyborg asesino, el actor se implicó en dos proyectos: "El Guerrero Rojo" y "Commando", dando muestras del espíritu trabajador del gigante austriaco, que durante casi dos décadas realizó de una a dos películas al año, combinando en ocasiones su faceta de héroe de acción con la de actor cómico, a veces simultáneamente. En el caso de "Commando" fue una de las primeras películas en las que encarnó a un peligroso y entrenado militar o soldado, que más tarde seguiría explotando en "Depredador", "Ejecutor" o "Perseguido", un tipo duro al que más vale no molestar. En "Commando" Schwarzenegger interpreta a John Matrix, un comando de operaciones especiales retirado de la vida militar que vive aislado en la montaña junto a su hija. Un día recibe la visita de su antiguo superior, quién le pone en aviso ya que alguien ha estado matando a ex-miembros de su equipo; todo forma parte del plan orquestado por un dictador sudamericano que pretende usar a Matrix para matar al actual presidente del país de Valverde. Para extorsionar a John deciden secuestrar a su hija, y ahí es cuando cometen un error fatal, el error más grande de su vida.

Schwarzenegger hace de Schwarzenegger en "Commando", como siempre ha hecho durante su carrera. Es un tipo duro, más duro que el mármol, peligroso, letal y con muy malas pulgas. El cine ochentero y noventero de sudor y cerveza está construido sobre personajes como éste, y John Matrix es el abecé de esta clase de roles, un hombre hábil y preparado para acabar con un ejército él solo, y que aún así es amenazado y atacado por gente que no sabe que está firmando su sentencia de muerte. John Matrix no es tan chulo como otros héroes del género, véanse John McClane de "Junga de Cristal" o Marion Cobretti de "Cobra, el Brazo Fuerte de la Ley", pero no tiene reservas a la hora de matar o dejar para la posteridad frases lapidarias («Yo desayuno boinas verdes, ¡y ahora tengo hambre!»). Schwarzenegger se luce físicamente (en aquellos años estaba al 100% de su capacidad) e interpretativamente, sacando lo mejor de sí mismo —que, seamos sinceros, nunca ha sido precisamente su capacidad expresiva— logrando un personaje 100% ochentero, con todos los buenos clichés que han hecho y hacen grande al género y aportando puro carisma.

"Commando" es otra de aquellas películas cuya sinopsis, cartel y reparto no engañan. Todo lo que necesitas saber está en el cartel, el argumento es una pura excusa para que Matrix desate su venganza contra un grupo de guerrilleros cuyo porvenir es bastante oscuro. Aquí, igual que en casi todas las películas de este género, lo que importa no es la historia en sí sino ver como el protagonista se desenvuelve en un entorno peligroso, lleno de tipos duros donde el mismo protagonista es el más duro de todos ellos; un ejemplo muy gráfico es ver cómo acaba con algunos de los sicarios que le ponen en jaque al inicio de la cinta, al enano de las gafas rojas o al negro del sombrero de paja... momentos como ese valen su precio en oro. Mención especial a la escena que implica al tipo que entra a su casa y quiere "negociar" con Matrix («— Si quiere recuperar a su hija tendrá que cooperar, ¿no? — No.»)

Dirige Mark L. Lester, director, guionista y productor que orientó su carrera hacia las películas de acción y que tuvo en "Commando" su mayor éxito comercial recaudando $57M en todo el mundo, una cifra más que aceptable para una película de este corte. En "Commando" sabe combinar muy bien las escenas de acción, manteniendo un buen ritmo que no cesa en los escasos 90 minutos de metraje. Persecuciones, tiroteos, peleas, y sobre todo un cuarto de hora final de puro vicio donde el contador de bajas enemigas asciende hasta las nubes. Una vez que Matrix se calza el uniforme de comando la cinta se torna una carnicería digna de disfrutar con una buena dosis de palomitas y Coca-cola. En este aspecto la película cumple al 100%, tiene instantes de mala leche aunque a veces veas morir al mismo doble dos veces o haya fallos con los especialistas enormes (alguien le tenía que haber dicho al director en el montaje final que muchas de las veces que un doble hacía una secuencia peligrosa se veía perfectamente que la cara no era la de Schwarzenegger, por no contar los trampolines que se ven cuando saltan por los aires o los maniquís impasibles ante una explosión gigantesca). Tonterías a parte las secuencias de acción le dan el ritmo perfecto a la película, que no le falta de nada en este aspecto. Como curiosidades: la chica-florero que acompaña a Matrix en esta cinta es Rae Dawn Chong, quien interpretó a la miembro de la tribu Ivaka en "En Busca del Fuego", y uno de los villanos de la función es Bill Duke, más conocido como 'el negro de Depredador' con quien compartiría plantel Schwarzenegger un par de años más tarde.

"Commando" no es que sea de las cintas más buenas de sudor y cerveza ochentera/noventera, pero tiene todos esos agradables tópicos que tanto se agradecen en estas películas: frases lapidarias, muertos por doquier, ejércitos cayendo ante la habilidad de un solo hombre, mala leche, musiquilla ochentera a base de James Horner, protagonista con carisma, un Schwarzenegger incomensurable y secuencias para lucimiento de éste, etc. Es de esas películas que desde que le das al play sabes que vas a disfrutarlas con el interruptor crítico apagado y seguro que disfrutarás cada gamberrada al máximo. Lo bueno de "Commando" es que a pesar de sus fallos es un entretenimiento puro y sano, es un clásico de la época, una cinta que es consciente de sí misma y no se toma en serio, y es que en aquella época se hizo cine de acción con el corazón. Así que una vez más: ¡Que vivan los sucios y duros 80!

«— ¿Dejaste algo para nosotros?
— Cadáveres.»

Mi puntuación: 6/10.

8 comentarios:

Dr. Quatermass dijo...

Buenas!

Me encanta que rescates de tanto en tanto estas joyas ochenteras, que queramos o no marcaron época y rompieron taquillas.

Quizá me guste mas Depredador o como no, Terminator, pero Cobra, Commando, Conan, etc. tienen todas su encanto y son perfectamente aprovechables, sabiendo lo que vas a ver, claro.

Un saludo!

Quimerico Inquilino dijo...

Tuve la oportunidad de ver en mi más tierna adolescencia esta y la de El guerrero rojo en el cine. No eran grandes pelis pero ¡que momentos de evasión!
Hoy día supongo que me chirriaría un poco más su discurso fascistoide y su espíritu castrense y por eso nunca he vuelto a verlas. Prefiero quedarme con el recuerdo que guardo de ellas (Comando, Ejecutor, Cobra, Depredador...).
Lester siempre fue un chapucero pero aquí consigue una chapuza de lo más entretenida.
Gracias por esta estupenda reseña, santi y un saludo.

Santi dijo...

¡Hay que reivindicarlas Dr. Quatermass! Marcaron época y nuestra infancia, que yo hay algunas películas que creo que no las he visto pero luego me doy cuenta que recuerdo una escena de aquí, otra de allá... clásicas tardes de domingo de chaval que echaban una de estas películas en TV y se te quedaba en el background.

"Depredador" son palabras mayores Dr., y "Terminator" también, así como "Jungla de Cristal", pero dentro de las otras que son un pelín más cutres también las hay 200% disfrutables como "Tango y Cash" o un millar más, que por supuesto tengo intención de ir comentando de vez en cuando. A mí es que me entretienen como pocas.

Gracias por el comentario, ¡un saludo!

Es un clasicote para ver en cines Quimerico Inquilino :D . Yo la he visto hace pocos días, pero es una de aquellas a las que le tienes ganas desde hace tiempo y estás esperando el momento para verla con los colegas y disfrutarla el doble. Es muy cutre, tiene fallos garrafales no solo a nivel argumental (que son lo de menos) sino como los que comento de extras saltando por trampolines o dobles que pesan y miden la mitad que el actor al que doblan, pero igualmente es un jodido disfrute, o quizá precisamente gracias a esos fallos se hacen más disfrutables, porque son cintas completamente honestas. Y más con ese Freddy Mercury pasado de rosca como villano, ¡qué desfase! No me parece tan chulesca como "Cobra, El Brazo Fuerte de la Ley" (que ya comenté aquí), por ejemplo, pero tampoco le faltan los momentos cara-a-la-galería que tanto se agradecen.

Gracias a ti por el comentario Quimerico Inquilino. ¡Un saludo!

Angel "Verbal" Kint dijo...

Todo un clásico del cine de acción, con ese Arnold tan "Arnold" y en plena forma..
y ahí estaba la gran Allysa Milano que ha crecido muy muy bien

Lázaro dijo...

que recuerdos..............
yo era más de Arnold que Stalone.
creo que esta lucha de musculo power gano el austriaco...
mi favorita és desafio total y conan sus dos partes.
un saludo.

Santi dijo...

Clasicazo Angel "Verbal" Kint. Como digo, no es de las mejores ni mucho menos, pero tiene detalles que la hacen mítica. El mismo Schawrzenegger en estado puro es una de sus mayores virtudes, solo verlo en el cartel ya te puedes esperar algo grande.

Sí que ha crecido bien Alyssa Milano, sí. Sabía que me sonaba y se lo dije al colega con el que estaba viendo la película, y ahora he caido que es una actriz mítica de TV. Esta actriz tiene un aire a Maria Bello, y con la coña ya han pasado casi 23 años desde que rodara "Commando", su segunda película en la que tenía 14 años. ¡Como pasa el tiempo! Un saludo , gracias por el comentario ;) .

Lázaro, decidirse entre Stallone y Schwarzenegger es tarea imposible. Yo no sabría cual elegir porque ambos tienen un carisma impresionante, y si me pusiera ahora a comparar sus trayectorias necesitaría un post entero para ellos solos. "Desafío Total" es una maravilla del séptimo arte, siempre lo diré, la mezcla perfecta de cine de acción noventero y Sci-Fi, como "Depredador" y "Aliens". Acerca de Conan yo me quedo solo con la tremenda primera película, "Conan el Bárbaro", porque "Conan el Destructor", extrañamente, me pareció bastante mala hasta siendo consciente de lo que es. Un saludo Lázaro ;) .

Darkerr dijo...

Peliculón que nunca deja de entretener. La he visto hace poquito y mantiene su dinamismo. Muy buena critica. Como señalas, estas peliculas no engañan a nadie y hacen bien su cometido. Saludos¡¡¡

Santi dijo...

Sí Señor, Darkerr, una película de aquella de machos auténticos :D .

El espíritu de la película está ahí, y no solo no engaña sino que ofrece lo que se espera de ella... Algo descafeinada en algunos puntos, pero al fin y al cabo te proporciona un buen rato de diversión de la más sana. Y es que ver a Schwarzenegger en acción aún le llena a uno el alma de sudor y cerveza. ¡Como debe de ser!

¡Un saludo Darkerr! Me alegra que también formes parte del club de Cine de Sudor y Cerveza :D .

Publicar un comentario en la entrada

Selecciona el tipo de perfil para comentar. Si tienes cuenta de blogger selecciona la opción 'Cuenta de Google' e introduce tu nick y contraseña después de publicar el comentario. Si no tienes ninguna cuenta elige la opción 'Nombre/URL' en caso de que quieras dejar constáncia de la autoría de tu mensaje.